La oportunidad que representan los Parques

Ene.21.2019

Bettina Paredes, Secretaria Aseet Lagos y Volcanes, publicó este lunes en el Diario El Llanquihue la siguiente columna sobre las oportunidades que representan los Parques Nacionales y, en específico, el Parque Nacional Hornopirén.

Pincha aquí para ver la publicación original de la columna.

Pincha aquí para ver más sobre el Parque Nacional Hornopirén en Ruta de los Parques. 

Parque Nacional Hornopirén

Hace un par de años, junto a mi marido tomamos el desafío de crear el proyecto turístico bikefriendly www.quildahostel.cl en Hornopirén, comuna de Hualaihué, que forma parte del destino Patagonia Verde, al que se llega por la Carretera Austral desde Puerto Montt. Hubo dos razones principales por las que invertimos en este lugar: el aumento del cicloturismo y la existencia de un parque nacional. En cicloturismo, las razones para detectar una oportunidad de negocio eran cuantificables: los viajeros que recorrieron la Carretera Austral en bicicleta por la ruta Bimodal (Hornopirén – Caleta Gonzalo) aumentaron en un 100% entre 2016 y 2018. Con una demanda de cerca de 1.000 ciclistas en la temporada de verano y una escasa oferta turística con equipamiento bikefriendly en la zona, la necesidad de ofrecer un servicio para este nicho era imperante. La existencia del Parque Nacional Hornopirén significaba mucho más que una oportunidad de negocio. Los parques nacionales representan un valioso atractivo para desarrollar un turismo vinculado con la naturaleza, actividad que atrae a miles de personas de todo el mundo. Los parques y reservas nacionales en nuestro país, se han convertido en un polo que moviliza a turistas y a todo un sector económico que forma parte de la cadena de valor del turismo (comercio, alojamiento, restaurantes, transporte y otros servicios). En algunos casos, dan vida a localidades durante todo el año.

No es casualidad que los tres destinos turísticos más conocidos de Chile – San Pedro de Atacama, Isla de Pascua y Torres del Paine – ofrezcan rutas y senderos en sus parques y reservas nacionales, infraestructura que no contempla grandes edificaciones ni sofisticadas tecnologías, sino naturaleza desbordante, puestas de sol, aguas cristalinas y postales que impresionan.Si en Hornopirén la naturaleza nos entregó una buena parte del trabajo hecho ¿qué se necesita entonces para potenciar esta zona turísticamente virtuosa?: un acceso fácil y expedito al Parque Nacional Hornopirén, donde los vehículos puedan llegar hasta la entrada, variados senderos bien mantenidos y servicios básicos.

Bettina Paredes Aguilar.

Secretaria Aseet Lagos y Volcanes.